Si tiene un problema crónico pregunte a su médico sobre la mejor manera de lidiar con el calor, el consumo de líquidos adicionales y medicamentos. Fotos: Internet
Lanza IMSS advertencias para evitar deshidrataciones en niños y personas de la tercera edad

Ante la noticia de que 2017 se perfila como el año más caluroso de la década, el IMSS alerta que hasta en un 20 por ciento aumenta la consulta médica por enfermedades gastrointestinales, deshidratación e insolación, en las unidades médicas del Instituto Mexicano del Seguro Social, (IMSS), en los meses de mayo a julio, cuando se registran las temperaturas más altas del año.

El director de la Unidad de Medicina Familiar (UMF), No. 81, Fernando Salazar Quiroga, mencionó que el intenso calor que empieza a manifestarse en la región obliga a tomar medidas de precaución.

Por ejemplo, fundamentalmente, no exponerse por tiempo prolongado a los rayos solares y tomar suficientes líquidos, para evitar los padecimientos típicos de la temporada y conocidos como “golpes de calor”.

Los pronósticos de clima revelan que se tendrán meses con alto marcaje en el termómetro ambiental, por lo que se emiten recomendaciones que deben ser consideradas por toda la familia, en especial por quienes realizan labores a la intemperie, ya que son los casos más comunes donde se presentan insolaciones.

Salazar Quiroga, recordó que los males más frecuentes en primavera y verano son los diarreicos que llevan a la deshidratación, ya sea por el escaso consumo de líquidos o bien por la ingesta de alimentos que llegan a estar en mal estado, porque el calor origina una descomposición más rápida.

A través de medicina preventiva y la consulta familiar, añadió, se insiste en la población sobre las advertencias básicas, como tomar líquidos de manera continua y vigilar que las comidas se encuentren en buen estado y sean preparadas con medidas higiénicas.

Asimismo, sugirió que a los primeros síntomas relacionados con estos padecimientos —diarrea, fiebre alta vómitos— se debe acudir por atención médica para recibir tratamiento y evitar complicaciones mayores. 

Alertó que otras manifestaciones son: sed, sudoraciones, ojos hundidos, lengua, piel seca, fatiga, aturdimiento, mareo, boca y mucosas secas y aumento en el ritmo cardiaco y de la respiración.

En los niños, los síntomas adicionales pueden incluir boca y lengua secas, no le salen lágrimas cuando llora, no moja los pañales durante más de tres horas, mejillas y abdomen hundido, fiebre alta e irritabilidad, entre otros, advirtió.
Respecto a la vestimenta, recomendó usar ropa ligera y de colores claros y de ser necesario utilizar sombreros o sombrillas, sobre todo en horarios de las 11:00 a las 15:00 horas cuando los rayos solares son más intensos. Saltillo esta semana registró 39 grados de temperatura.

RECOMENDACIONES
 
Beba suficientes líquidos
 
Recomendaciones Evitar exponerse a los rayos solares en especial en las “horas pico”.
 
Consumir abundante cantidad de agua.
 
Evitar comidas abundantes (aumentan el calor corporal).
 
Consumir alimentos frescos, como frutas y verduras.
 
Evitar las bebidas alcohólicas, infusiones calientes (hacen perder más líquidos corporales) y con cafeína: café, te, bebidas cola.
 
Usar ropa suelta, de materiales delgados y de colores claros (los oscuros absorben el calor por radiación solar).
 
No realizar ejercicios físicos en ambientes calurosos.
 
Protegerse del sol poniéndose sombrero o usando sombrilla.
 
Usar crema de protección solar (factor 20 o mas).
 
Evitar actos públicos o juegos en espacios cerrados sin ventilación.
 
Usar anteojos de sol con protección UV.