Archivo
En total, la Fiscalía tiene 8 carpetas de investigación concluidas.

La Fepade acumula 190 denuncias por supuestos delitos electorales cometidos antes, durante y después de la jornada electoral del domingo pasado, precisó Luis Spíndola.

El director general adjunto de Dictámenes y Servicios Legales de la Fepade,informó además que el domingo detuvieron en Piedras Negras y Torreón a 4 personas, dos por portar portaban una copia del listado nominal de electores y otro dos por portar varias credenciales de elector, sin justificar la posesión.

“Actualmente estamos integrando 51 carpetas de investigación correspondientes al proceso electoral actual”, informó.

“A través de los mecanismos de atención ciudadana como Fepadetel, Fepadenet y Fepademóvil recibimos un total de 190 denuncias, entre las que se encuentran quejas u orientación a la ciudadanía, no todas son denuncias”, explicó.

Durante la jornada electoral, informó, se realizaron 55 operativos móviles con despliegue ministerial para atender denuncias ciudadanas relacionadas con retención  de credenciales, la portación de listados nominales, acarreo de votantes, compra o coacción del voto y presión a funcionarios de casilla.

En total, la Fiscalía tiene 8 carpetas de investigación concluidas. 

“No le pudiera dar información precisa, toda vez que es información confidencial”, indicó.

Añadió que agentes del Ministerio Público Federal investigan la sustracción y destrucción de 3 paquetes electorales en Acuña y San Juan de Sabinas.
Indicó que la investigación están siguiendo de oficio y el Instituto Electoral de Coahuila y el mismo INE ya han aportado información para integrar las carpetas de averiguación.

El INE, UN RING
Por su lado, los consejeros del Instituto Electoral de Coahuila convirtieron en una “olla de gritos” la sede.

Apolinar, representante del Partido Encuentro Social, denunció y aseguró que los celulares de todos los representantes de partidos del Consejo del Instituto Electoral, habían sido intervenidos por alguien.

El representante del Partido del Trabajo, Ricardo Torres, subrayó que no se vale tratar de legitimar a ultranza un triunfo, porque los que fallamos somos los partidos y “si reclamamos acciones limpias, transparentes y en paz debemos empezar por nosotros porque el desaseo de la jornada lo propiciamos nosotros.

“No debemos de juzgar a los más de un millón 200 mil ciudadanos que salieron a votar y a los más de 27 mil que estuvieron en las urnas”, externó.

La mayoría pidió que se respeten los órganos electorales “porque todos los partidos contribuyeron a manchar la elección porque no se vale culpar a los ciudadanos, mientras que al IEC y al INE los juzgará la historia”.

Mientras que el representante de Nueva Alianza, Enrique  Garza, puntualizó que quienes piden la anulación de la elección a gobernador deberían pedir la de las tres porque en las mismas fueron los mismos representantes de casillas.

En la sesión donde se iba a dar a conocer los cómputos de las casillas, “todos se tiraron con todo”.