Luto. La pequeña ingresó al Hospital del Niño, pero ya sin signos vitales. / Efrén Maldonado
Los médicos intentaron reanimarla, pero no pudieron salvarla

Cuando se encontraba bañándose, Rocío, de seis años de edad, resbaló y cayó de cabeza ocasionándose un traumatismo cráneo encefálico que le arrebató la vida mientras era llevada al Hospital del Niño por sus familiares.

En el momento en que la menor resbaló y se golpeó fuerte en la cabeza, ya no reaccionó bien, entró en shock y comenzó a vomitar. La mujer que estaba a cargo de los cuidados, pues la tenía aparentemente en adopción, se mostró bastante preocupada.

Cerca de las 19:30 horas de ayer fue cuando la pequeña, quien tenía su domicilio en la colonia Valle Poniente de Ramos Arizpe, ingresó al hospital pero ya sin signos vitales. Los médicos intentaron reanimarla, pero no pudieron salvarla.

De los hechos se dio conocimiento al agente del Ministerio Público de la Procuraduría General de Justicia del Estado, quien se encargará de las investigaciones correspondientes para determinar si en verdad se trató de un accidente.

El cuerpo fue llevado al Servicio Médico Forense para practicarle la necropsia de ley.