Twitter
La movilización comenzó desde la mañana cuando ingresaron elementos para concretar el traslado que se realizó a cárceles de Guanajuato, Durango, Michoacán y Veracruz.

Monterrey, Nuevo León.- Otra vez, el Penal del Topo Chico fue escenario de disturbios, éste lunes, luego del aquel el traslado de 38 internos y el rumor de la llegada de un interno del Penal de Tamaulipas desató inconformidad, provocó la quema de colchones y dejó saldo de un reo lesionado.

La movilización comenzó desde la mañana cuando ingresaron elementos para concretar el traslado que se realizó a cárceles de Guanajuato, Durango, Michoacán y Veracruz.
Posteriormente, se realizó una revisión, en el cual la autoridad estatal informó que no encontró nada relevante.

En su momento, Aldo Fasci Zuazua, Vocero de seguridad informó que los traslados tienen por finalidad evitar el autogobierno.

Sin embargo, a pocas horas de que el funcionario estatal expresó lo anterior se desató el caos en el interior del centro penitenciario.

Densas columnas de humo ponían al descubierto que los reos inconformes por alguna situación habían decidido prender fuego además de que decenas de ellos se mantenían en lo alto de las azoteas de los ambulatorios.

Mientras eso pasaba, dos unidades áreas de Seguridad Pública sobrevolaban el espacio.

Decenas de mujeres clamaban por ver a sus seres queridos, pero las visitas estaban suspendidas desde temprana hora.

Los reos gritaban “Queremos comer” en señal de que tenían horas sin haber sido alimentados.

Los internos desplegaron mantas que decían “No queremos a Kakino” el reo que  trasladaron de Tamaulipas y presuntamente pretende tomar el control del centro penitenciario.

“Dicen que llegó de Tamaulipas y nos quiere cobrar cuota por nuestra gente”, dijeron un grupo de mujeres que desde la malla, que rodea el centro penitenciario, hacían esfuerzos por comunicarse a gritos con los reos que estaban en los techos de los ambulatorios.

En rueda de prensa, Fasci Zuazua reconoció la llegada de “Kakino”, pero precisó que nadie va a tomar el control del Penal más que la autoridad.

Además destacó que los rumores en ese sentido vienen del exterior y tienen por finalidad desestabilizar.

“Que personas pertenecientes a un grupo delictivo iban a convertirse en los líderes de los internos. Eso motivo que prácticamente toda la población penitenciaria del Penal del Topo Chico protestara contra esa situación que es, desde luego, un rumor que está circulando”, indicó.

Mencionó que en los hechos hubo un reo lesionado por una puntilla, identificado como Miguel Angel Picón Moreno.

Indicó que se habló con los internos y refirió que el humo fue por la quema de colchones y las detonaciones fueron de armas de gas lacrimógeno.

Precisó que hubo disturbios sin embargo fueron de manera aislada.

“La población sigue molesta tensa, pero ya están tranquilos, entre los disturbios, sí hubo conatos de riña, si hubo disparos de gas lacrimógeno, hay un solo lesionado, que no es herido de gravedad”, expuso.

Mencionó que la herida fue con una puntilla y destacó que en la revisión que se hizo no se encontró nada relevante.

Añadió que las autoridades tienen el control a pesar de la situación.

“Lo importante es descartar muertos, heridos, los incendios  ya fueron controlados por los mismos internos, eran cosas menores, no hay ningún disturbio en el Penal de mujeres”, resumió.

Trasladan a otros 15 internos

En total fueron 53 los reos que fueron trasladados del Penal de Topo Chico a otros centros penitenciarios del país.

La Comisión Estatal de Derechos Humanos emitió un comunicado en donde indicaron que primero presenciaron el traslado de 38 y posteriormente, durante el transcurso de la noche, de otros 15.

El documento establece que las mismas autoridades solicitaron la presencia de la Comisión desde las 6:52 horas.

“A las 9:58 se tuvo conocimiento y se observó la excarcelación de 38 personas, a efecto de trasladarlas e ingresarlas a diversos centros penitenciarios”, expuso el  comunicado.

Afirmó que posteriormente a las 20:26 horas observaron la excarcelación de otros 15 también para ser trasladados.

“La Comisión concluyó sus diligencias con este segundo traslado y observa que la autoridad penitenciaria continúa con las labores de distensión y control del centro penitenciario”, informó la Comisión Estatal de Derechos Humanos de Nuevo León.